en Almorzar en Microcentro

Murasaki: Un japonés en microcentro

Cuando encuentro un lugar que me gusta para almorzar generalmente reincido hasta el hartazgo. En estos últimos meses le tocó el turno a Murasaki, un restaurante de comida Japonesa escondido en Galerías Larreta (San Martín 950. Local 32).

Por estos pagos estamos muy acostumbrados a la versión porteña de la comida china, es por eso que la propuesta de Murasaki -cocina tradicional japonesa- resulta interesante, ya que presenta sabores con los que estamos familiarizados pero con sutilezas que marcan la diferencia.

Uno de mis platos recurrentes es el Yakimeshi. Para que se den una idea es lo más similar al chow fan que van a encontrar. Se trata de un salteado de arroz y vegetales al wok que puede incluir pollo, carne, salmón o camarones.  El plato cuesta entre $63 y $72 según la carne elegida e incluye una bebida o café. Vale aclarar que las porciones son enormes, les recomiendo compartir.

Si quieren pisar terreno desconocido pueden aventurarse con un Oyako Donburi o un Gyu Donburi ($70): arroz blanco, carne o pollo y una salsa consistente, todo envuelto en una especie de tortilla de huevo. Es un plato ideal para la temporada otoño –invierno 2014.

Igual, acá entre nos, uno de los puntos fuertes de Murasaki es su buffet de sushi. El local cuenta con una gran variedad de piezas expuestas en bandejas que el comensal puede consumir en el local o comprar para llevar. Aparte de los clásicos rolls con palta y salmón rosado se van a encontrar con algunas piezas bastante interesantes como los nigiris de piel de salmón asada, los de huevo (los cubre una tortilla de huevo dulce, ¡es más rico de lo que suena!) y los de atún rojo. Se cobran por pieza: los uramaki (palta, queso crema, salmón) salen $5.50, los nigiris de salmón $6.50 y los Tekka (salmón, alga nori y arroz) $5.

Aparte del local de Galerías Larreta, Murasaki cuenta con otra sucursal en Viamonte al 500. Tienen delivery y los horarios de atención son de lunes a viernes de 12 a 19 y los sábados de 12 a 16.

 

Dejá tu Gordomentario

Comentario

  1. Agendado el reducto.
    Ir, habrá que.
    Me gustan algunas chinas.Me tomo mi tiempo y las selecciono con particular dedicación.
    Cuando digo chinas, me refiero a las comidas…
    Es notable el arroz. Un todo terreno que nunca te deja de a pie.
    Me acompañó en todo mi etapa de universitario y nunca me saturó.
    Eso sí, el arroz con leche -con azúcar quemada- de mi abuela quedó en baúl de los recuerdos. Ni mi madre pudo hacerle sombra.

  2. Robert: el arroz es un gran compañero de emociones. Curiosamente nunca me gustó en su versión dulce, será cuestión de seguir probando.
    Muy buen año para vos también, Robert!

    Belén: Siempre es bueno verte por esto pagos :)

  3. Que grosa!, descubriste el B&B del microinfierno!.
    Hace 7 años que pulí esa lámpara de Aladino, y cada vez que estoy por esa zona endemoniada, me doy permiso a para saborear la magia del pescau.